• MIÉRCOLES,  20 OCTUBRE DE 2021

Región  |  25 febrero de 2018  |  12:00 AM |  Escrito por: Rubiela Tapazco Arenas

Sigue controversia en el Quindío por la ejecución de proyecto de siembra de 23 mil palmas de cera

1 Comentarios

Imagen noticia

Mientras en la Corporación Autónoma Regional del Quindío consideran que existe toda la claridad sobre la siembra de 23 mil palmas de cera en la región, líderes ambientalistas como Néstor Ocampo creen que aún faltan muchas dudas por aclarar, así concluyó una visita de inspección promovida por la CRQ, a los terrenos en donde se hicieron las siembras.

El Ingeniero Forestal perteneciente a la entidad José Manuel Cortez enfatizó que el proyecto consistió en la rehabilitación de coberturas boscosas con énfasis en la palma de cera y de ninguna manera en el corredor biológico del Quindío y el Tolima que es un programa pensado a futuro para hacer rehabilitación y conectividad.

El experto de la CRQ informó que se trata de un proyecto combinando de palmas de cera y otras especies para la siembra en 550 hectáreas y explicó que debido a que la palma de cera es una especie de penumbra, requiere que a su lado se siembren especies pioneras, es decir, árboles que crecen más rápido que la palma para que le den la sombra que ella requiere.

El proyecto contemplaba el uso de 550 hectáreas y se utilizaron 561, es decir 11 más, esas plantaciones se adelantaron en diferentes sistemas como el de enriquecimiento vegetal que significa sembrar árboles en bosques donde hay claros, 100 por cada hectárea y de esos el 50% en palma y el resto en otras especies, lo que equivale a la siembra de 30 mil individuos, es decir, hay están 15 mil palmas de cera.

En cuanto a cercos vivos se sembró 30 % en palma y el 70 por ciento en otras especies en 136 hectáreas, equivalente a 100 árboles en una hectárea, para un total de 13 mil 600 individuos, con un resultado de 4 mil en palma de cera.

Por último, se trata de plantación protectora que es cuando hay un potrero o sitio limpio en donde sembraron 1.111 árboles, el proyecto contemplaba el 30 por ciento en palma y se utilizaron 13 hectáreas equivalentes a 13 mil 400 individuos, para un gran total de 23 mil palmas de cera.

El Ingeniero José Manuel Cortez explicó que aunque se piense que es muy poco tiempo para sembrar miles de árboles, es claro que para un trabajador del campo es posible plantar 500 árboles en un día.

Agregó que el proyecto contemplaba una etapa de siembra y seis mantenimientos, por lo tanto se sembraron las 561 hectáreas con las 23 mil palmas y otras especies, cumpliéndose en materia de la siembra y tres mantenimientos entre el 2016 y el 2017, con una inversión de $ 1.200 millones, debiendo devolverse al ministerio $ 300 millones, debido a la normatividad fiscal, sin embargo para garantizar la sostenibilidad del proyecto, con recursos propios de la CRQ se adjudicó una licitación para los tres mantenimientos que faltan.

Dijo el funcionario que es falso que el proyecto se ejecutó sin interventoría y afirmó que cuentan con los soportes entregados por el profesional que cumplió con esta actividad Juan Vicente Uribe quien avanza en la etapa de ajustes administrativos de los informes finales.

Adicionalmente José Manuel Cortez, funcionario de la CRQ aseguró que a los directivos de la entidad no les incomoda que la comunidad este pendiente de las labores que adelanta, por el contrario, es excelente el interés que tiene la población quindiana por el tema ambiental y destacó la movilización que se observa en el departamento en torno a la manera en que se invierten los recursos del Estado.

Agregó que es responsabilidad de los ciudadanos del común hacerle seguimiento a cualquier peso que las entidades estatales ejecuten por cuanto se trata de recursos que salen de los bolsillos de todos.

Por su parte Néstor Jaime Ocampo, líder del sector ambiental denunciante del proyecto y participante en la jornada de revisión de la siembra de las palmas de cera indicó que fueron a 4 fincas de Salento donde se desarrolló parte de la iniciativa, las explicaciones entregadas no fueron satisfactorias y además la totalidad de las palmas son muy pequeñas lo que no garantiza la supervivencia.

Agregó que siendo muy generoso pudo constatar 400 de las 7 mil 145 palmas que dicen están sembradas en Salento, lo otro, es que la CRQ reconoció que es un proyecto cuyo énfasis es del 30 % en palmas de cera y en el convenio no se habla de porcentajes, además están sembradas palmas de Cera Ceroxylon quindiuenseque es el árbol nacional y Ceroxylon alpinum que es otra palma de la familia, cuando se piensa que la idea es promover la palma de cera del Quindío que es el árbol nacional y no otras.

Finalmente dijo Néstor Ocampo que en la CRQ reconocieron que no presentaron informes de terminación del contrato y señaló que continuará buscando claridad en torno a este proyecto.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2021 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net